Meditación para el Viernes

Meditación para el Viernes

Bienvenidos a esta meditación para el viernes de Divina de la Mente.

El viernes es día de la belleza y del amor. Hoy te invito a que admires la belleza de lo que se cruce en tu camino en lo obvio y en lo menos obvio. Que esa sea tu intención del día. Cuando optas por belleza en todo lo que existe, esa belleza se queda en ti, la absorbes y la reflejas. Te recarga de la fuerza más potente y divina que existe, el amor.

Esta meditación dura 8 minutos y te va a ayudar a conectar el centro de tu voluntad (el plexo solar) con el motor de tu vida (el corazón).

Cada meditación de Divina de la Mente comienza con una pequeña charla para centrar el tema del día, y después hay tiempo para respirar y conectar. Es decir, meditar. Pasado el tiempo marcado, si quieres puedes continuar respirando a tu propio ritmo durante más tiempo.

Para esta meditación recomiendo que cojas papel y lápiz o tu cuaderno de meditación para que al terminar escribas todas las reflexiones que te vengan a la mente. Anota tus revelaciones, lo que has visto, sentido, oído y los cambios que se han producido en tu interior.

Recordad que también podéis uniros al grupo privado de Facebook para recibir recursos extras y comentar vuestras impresiones.

El grupo privado de Facebook lo podéis encontrar aquí:

https://www.facebook.com/groups/2393462007334796/

Como siempre, te agradecería muchísimo que compartas esta meditación para el viernes si conoces a alguien al que creas que le pueda ayudar empezar a meditar y unirse a nuestro Programa de Meditación Divina de la Mente.

TIPS MEDITACIÓN DIVINA DE LA MENTE:

La belleza está en los ojos de quien la mira. Que esta sea la intuición de tu vida.

Detrás de cada debilidad, hay la posibilidad de demostrar coraje, de volver a intentarlo.

En cada vacío hay espacio para algo nuevo. ¿De qué quieres llenar tu vida?

COMPARTE ESTE EPISODIO CON ALGUIEN AL CREAS QUE PUEDA SERVIRLE.

Si tienes alguna duda no dudes en contactarme o mandarme un email a hola@divinadelamente.com

ESCUCHA ESTA MEDITACIÓN: